Situación de los venados translocados al interior de la Reserva Provincial Iberá


En el invierno del año 2009 se realizó la primera translocación de venados de las pampas en Corrientes. En dos operativos sucesivos realizados en junio y julio se lograron trasladar a dos machos y una hembra, y tres hembras respectivamente desde la zona de los bañados de Aguapey a la reserva de San Alonso situada a 90 km del primer sitio.

Estas actividades forman parte del "Proyecto de Conservación, Rescate y Restauración del Venado de las Pampas en la Provincia de Corrientes" el cual está siendo coordinado por CLT y Flora y Fauna Argentina, con la autorización y colaboración de la Dirección de Recursos Naturales de Corrientes.

Estos seis animales y otros que esperamos que se vayan sumando en meses próximos tienen por objetivo restablecer a la especie en la porción occidental del Iberá de donde se extinguió a finales del siglo pasado, creando a su vez la quinta población de este mamífero en Argentina. Para este fin se cuenta con la reserva San Alonso, un área de 10.000 ha de pastizales naturales bajo conservación estricta situada dentro de la Reserva Provincial de Iberá.

En junio del 2009 se liberaron dos machos y una hembra en la parte central de la reserva San Alonso. Unas semanas después se liberaron tres hembras. Durante este tiempo los animales han realizado diferentes desplazamientos dentro (y en algunos casos afuera) de las 10.000 ha y han ido creando vínculos sociales entre ellos. Del primer grupo de animales liberados los dos machos se mantuvieron muy cerca del corral de monitoreo a donde fueron trasladados en primera instancia, mientras que la hembra (Arisca) se separó de ellos a las dos semanas para dirigirse al extremo sur de San Alonso.

Esta venada llegó a desplazarse a más de 20 km del punto de origen para salir del campo (San Alonso es una lomada rodeada de esteros profundos), retornar a él a los pocos días y desde ese momento mantenerse como un animal solitario alejada a una distancia de 5 a 10 km del grupo principal de venados.

Cuando se liberó al segundo grupo compuesto por tres hembras, éstas se quedaron inicialmente junto a los dos machos que estaban cerca del corral de suelta. Al poco tiempo una de ellas (Viajera) imitó los movimientos de Arisca y comenzó a desplazarse en dirección sur hasta salir del campo, regresó, volvió a salir y finalmente regresó a finales de agosto para ubicarse a unos 1500 m del lugar de liberación junto a uno de los machos, de nombre Antonio Gil o AG.

Desde ese momento ambos machos se mantuvieron separados por una distancia de más o menos 1 km. Dos hembras (Esperanza y Guayna) se quedaban con el macho de mayor edad (Antonio María o AM), mientras Viajera acompañaba regularmente al otro macho. Durante todo este tiempo Arisca, la primera hembra, se mantuvo separada de los otros venados.

Esta estructura social se trastocó a principios de noviembre cuando Guayna y Esperanza se desplazaron en dirección sur para juntarse con Viajera y su compañero el 12 noviembre. Por un tiempo AM se quedó solo hastaque una semana después empezó a moverse en dirección al grupo compuesto por el macho más joven y las treshembras. Al día siguiente se registraron peleas y topetazos entre los machos, y el joven (AG) persiguió al demayor edad (AM) hasta que este último se alejó del grupo definitivamente. Desde entonces AM seguramenteestá haciendo movimientos de largo recorrido ya que pueden pasar semanas sin que encontremos su señal deradio tanto si la buscamos desde la tierra como desde un avión. Toda esta información comportamental esespecialmente interesante al tratarse de la primera experiencia mundial de translocación de venados silvestresa otro ambiente natural y servir, por lo tanto, como guía para futuros operativos de este tipo.

Más allá de estas interacciones sociales y movimientos exploratorios merece destacarse la elección de hábitat que están haciendo los venados liberados. El campo de San Alonso está dividido en una mitad norte con un pastizal muy alto con ausencia total de ganado y quemas, y un sector sur de unas 4.000 ha donde se encuentran 250 cabezas de ganado bovino-una bajísima carga para lo que suele ser normal en estos campos-y que muestra una vegetación más heterogénea como resultado de una política de quemas en parches. Los venados han tenido total libertad para usar el sector del campo que quisieran, sin que existan barreras que separen ambos tipos de hábitat.

Hasta el momento, con la excepción de una localización de AM tomada después de su pelea con el otro macho, los venados han usado siempre el sector de uso ganadero. Por lo visto hasta el momento estos venados tienden a usar áreas que fueron quemadas recientemente y zonas de pequeños bañados donde abunda la vegetación más verde asociada al agua.

Hasta el momento el estado físico de los animales aparenta ser muy bueno y todos los venados han ganado peso desde su liberación. Como ejemplo de esto en noviembre se realizó la recaptura de la hembra de menor tamaño (Guayna) con el fin de cambiarle el collar que tenía por uno más ligero, ya que el que tenía hasta entonces parecía molestarle al desplazarse y alimentarse. La recaptura fue exitosa ya que no se presentó ningún problema relacionado con el impacto del dardo o con la anestesia. De este modo se pudo realizar sin problemas el cambio de un collar de ancho fijo  a otro collar extendible que usamos típicamente para machos y que además es un poco más ligero. Esto sirvió para comprobar que el collar previo no había causado heridas o peladuras visibles en el cuello del animal y, todavía más notable, que la hembra había engordado entre 4 y 5 kg en los cuatro meses que llevaba en la zona. Después de esa intervención el animal ha mantenido un buen estado físico y comportamental y ahora está perfectamente integrada al grupo principal junto con el macho y las otras dos hembras.

Actualmente se mantiene el seguimiento regular de los animales, esperando con especial ilusión que se dé algún nacimiento en esta nueva población.

Paralelamente estamos a la espera de poder incorporar nuevos animales a esta población una vez que se cuente con la autorización de las autoridades nuevas autoridades provinciales y las condiciones de inundación de los campos donde se realizan las capturas lo permitan. El objetivo final es contar con un núcleo fundador de unos 20 ejemplares que pueda ser manejado y monitoreado para promover y evaluar su aclimatación y previsible expansión poblacional dentro de las 10,000 ha de reserva estricta dedicadas a su conservación.

Fuente: www.theconservationlandtrust.org/venadodelaspampas



17 de Mayo de 2010

Comentarios



  1. #1   JUAN TELESFORO ARAGON dijo: 07.11.2011 - 17:10hs ESPETACULAR. SOY UN ENAMORADO DE LA FAUNA AUTOCTONA ARGENTINA. SIGO LOS ESTEROS DESDE QUE TENIA 6 AÑOS Y ESCUCHABA TODO TIPO DE LEYENDAS. UNA QUE DECIA, TODO AQUEL QUE SE ANIMARA A ENTRAR SIN PAYE NO SALDRIA NUNCA JAMAS. Y AHORA QUE VEO TODAS ESTAS MARAVILLAS APOYO EL DESEO DE ESTE GRAN CRIOLLO ENCARGADO QUE VI POR TV PARA QUE LOS ESTEROS DEL IBERA SEAN DECLARADOS LA OCTAVA MARAVILLA DEL MUNDO. UN ABRAZO MUY FUERTE PARA TODOS LOS QUE ESTAN TRABAJANDO EN ESTE PROYECTO.



Copyright © Los que se van 2009-2021. Prohibida la reproducción total o parcial sin la autorización del autor.
E-mail: info@losquesevan.com